Carreras de aventura

Desafío Ansilta, San Juan

junio 25, 2018 — by Andar Extremo0

main

Carreras de aventura

Desafío Ansilta, San Juan

junio 25, 2018 — by Andar Extremo0

La competencia de trail running que se convirtió en un clásico de la región de Cuyo se puso en marcha el sábado 26 de Mayo en el Dique Punta Negra y reunió a más de 2000 corredores las distancias de 65k, 46k, 30k, 16k, 10k y 4k. En la nota un relato de Adriana Hidalgo de su experiencia en los 65 km.

2

Bajo la organización de Adventure Pro y con record de participantes, la Edición 2018 del Desafío Ansilta fue un nuevo y verdadero éxito. Es una de las competencias más lindas y exigentes del trail running con 6 distancias a elección del corredor, más una prueba de Kids para categorías menores e infantiles.
Este evento ha sido puntuado y avalado por la International Trail Running Asocciation (ITRA), ente internacional que regula este tipo de carreras de aventuras.-
La misma dio comienzo desde el Camping Cerro Blanco, Zonda, donde los miles de corredores emprendieron su recorrido circunscripto en la imponente geografía y naturaleza que San Juan ofrece.

3

El circuito
Los 65K fueron muy duros no sólo por el importante desnivel acumulado que tuvieron, sino también porque ofrecieron tramos muy técnicos: no faltaron complejos senderos con piedra y segmentos con mucha arena y ripio que resultaron ser un suplicio para las piernas de los esforzados trail runners.
Los atletas largaron en el camping Cerro Blanco, a la postre también la meta. Luego debieron vérselas con otros accidentes geográficos, las trepadas de los cerros 7 Colores, Negro, América, María y Blanco.
Los runners pudieron maravillarse con las postales que ofreció el lago del embalse Dique Punta Negra y la ruda belleza de la cordillera sanjuanina que, este año, los recibió, a la madrugada con una atmósfera fría, y, más tarde, con un sol radiante y un ambiente muy templado por un Zonda en altura que hizo mella en su rendimiento.

4

Franco Oro se adjudicó la séptima edición del Desafío Ansilta, en los 65Km. El integrante de la selección argentina de trail tuvo un andar demoledor y ninguno de sus competidores pudo hacer algo para oponerle resistencia, más allá de que en algún tramo de la carrera le hicieran compañía.
7 horas, 16 minutos y 23 segundos precisó el atleta para confirmar el excelente momento que atraviesa. Segundo terminó el bonaerense, sanjuanino por adopción, Facundo Nuñer (7:24:23). Completó el podio el también sanjuanino Ivan Basualdo (8:04:18).
En cuanto a las Damas, la ganadora inobjetable fue la cordobesa Magdalena Nieto, quien precisó de 9 horas 34 minutos y 22 segundos para traspasar la meta. Segunda fue la bonaerense, sanjuanina por adopción, Sonia Procopio (10:46:19). Completó el podio la catamarqueña Fany Gutiérrez (11:22:26).

5

En los 46K, los tres primeros fueron los sanjuaninos Horacio Peñaloza (5:21:45), Fernando Ripalta (5:21.45) y David Peñaloza (5:38:35).
En Damas, el podio fue de la puntana Analía García (7:11:20), de la cordobesa Dolores Molina (7:40:50) y de la sanjuanina Johanna Ahumada Vargas (7:52:35).
En los 30K, los mejores varones fueron el sanjuanino Gastón Cambareri (3:25:12), el cordobés Gastón Isa (3:26:45) y el sanjuanino Agustín Rampinini (3:27:37).
Acá, las chicas más rápidas fueron las sanjuaninas María Sánchez Ruiz (4:01:41), Andrea Nazara (4:09:07) y Paola Cassab (4:11:03).

6

En los 16K masculinos, el podio fue de los sanjuaninos Matías Espejo (1:07:45), Elías Muñoz (1:14:38) y Elías Fernández (1:15:18).Las chicas mejores clasificadas fueron las sanjuaninas Gisela Tobares (1:22:22), Belén Sánchez (1:24:39) y Micaela Palomo (1:33:24).
En los 10K, los varones que primero cruzaron la meta fueron los sanjuaninos Jairo Tejada (46:08), César Guajardo (47:07) y Walter Mercado (47:48). En esta distancia, la ganadora fue la mendocina Jimena Currelli (1:04:49), escoltada por las sanjuaninas Florencia Gallastegui (1:05:17) y Yanina Fernández (1:05:27).
En la promocional de 4K, el podio masculino estuvo compuesto por Daniel Villafañe, Jeremías Giorgi y Carlos Pastén; mientras que el femenino por Daiana Frías, María Agostina Victoria e Ingrid Lagarcha.

7

Realto de Adriana Hidalgo
Sábado 26 de mayo, 4am…Camping del Cerro Blanco, corredores camuflados por el frio de la madrugada, con frontales ya encendidos, ansiosos, nerviosos, emocionados por lo que nos estaba por pasar.
Largamos…y el momento de encontrarme con mi espíritu, con ese dialogo interno, ese aprendizaje, esa oportunidad de conocerme aún más. Escuchaba el silencio de la noche, salpicado por los pasos sobre las piedras, míos y de los demás. Era una noche fresca, contorneada por estrellas con mucha luz. A medida que pasaban los kilómetros mi cuerpo se iba acomodando en ese espacio. Estaba impulsada por llegar a la sierra La Dehesa, que el año pasado me había sorprendido con nieve. Este año me recibió con un cielo claro oscuro, me mostro su vegetación rustica, y me dejo un sello en la rodilla derecha, el cual me hizo “padecer” los 45km que me quedaban por delante. A partir de ahí, y agradecida de eso, lo tome como un motivo para crecer y fortalecer aún más mi espíritu y mi pasión por la naturaleza y lo que tanto amo, correr. Pensaba en las caritas de mis sobrinos, en mis hermanos, en mis padres, en mis amigos, todo sentimiento se agudizaba.
Seguían los kms, y de repente el camino me regalo un amanecer con un sol fuerte, bravo, rojo, y a los pocos minutos el cielo se pintó de azul…se sentían aires frescos entre la sombra de los cañadones, oleadas más calentitas entre las piedras.
Seguía a paso doloroso, pero firme y ahí estaban mis amigos! Pato Gasquet, Martin Papalia, Jorge Amaya, Marcos Ferrer, Enzo Amato quien me acompaño unos metros antes de subir al Cerro Negro. Y vino el más temido, duro como su nombre, fuerte como sus piedras, intenso como su pendiente pero bello por su estilo. El Cerro Negro me regalo esta vez su templanza.
Y asi, atravesando los últimos kms de un rio seco, rocoso, arenoso, y todos los molestos “osos” para correr, mis pasos se aceleraban, mi sonrisa se dibujaba, y mis lágrimas empezaban a brillar.
Los últimos metros y sabia me esperaba lo mejor…llegar. Y ahí estaba mi amiga de la facultad Pato Macias, quien me recibió con la medalla y un cálido abrazo, ese que tanto necesitas.
Más allá de un podio, esos 65kms del Desafío Ansilta dejaron en mí una huella, una noche con las estrellas, otro sello de lucha, otro amanecer, templanza, un dialogo, esa unión de lazos y más Vida!

8

www.desafioansilta.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *